La competición es un apartado muy importante en la práctica del Judo porque te empuja a superar tus miedos enfrentándote a lo desconocido. Yo lo viví intensamente y fue muy importante para mi práctica del Aikido, en un momento en que tanto mi generación como los Uchi Desis tenían gran carácter y coraje. La competición te ayuda a forjar un vínculo de compromiso con la práctica y templa tu voluntad y tus nervios con todas las cuestiones que se dirimen entre los combatientes: la atención ante una entrada  imprevista, la necesidad de saber esperar al momento preciso, saber encajar tanto la victoria como la derrota… Creo que todos ellos fueron aspectos importantes en mi práctica del Aikido, por lo que también escogí el Judo como parte importante de la formación de mis hijos durante su adolescencia. Estoy seguro de que esto contribuyó enormemente al impulso que les llevó a conseguir su primer dan y, por otro lado, sé que estas experiencias han contribuido su completo conocimiento del Budo en su etapa posterior de Aikidokas.

JUDO 2006

Fue para mi un honor y un reencuentro entrañable, en Madrid del 2007, la reunión con los grandes maestros a día de hoy y que compartimos tatami hace cincuenta años. De izquierda a derecha, Ignacio Bueno (8º Dan), T. Sánchez (7º Dan Aikido y 2º Dan Judo), Rafael Ortega (8º Dan) y Macario García (8º Dan y seleccionador nacional). En la parte superior: Lee (9º Dan) y José Navarro (9º Dan).

JUDO 2006

José Navarro (9º Dan) formo parte del tribunal en repetidas ocasiones en las cuales T. Sánchez se presento a diferentes pruebas con buenos resultados.

JUDO 2006

Rafael Ortega (8º Dan) con el cual competí en diversas ocasiones y compartimos trabajos de divulgación de artes marciales en la Enciclopedia que dirigía Antonio Oliva. Aparte una gran relación tanto de amistad como profesional.

JUDO 2006

Macario García (8º Dan) me une un vínculo más cercano y profundo. Tuve ocasión de enseñarle los primeros  ukemis cuando el entro en el gimnasio en el que yo practicaba “Judiscen”. Desde entonces tenemos una relación muy estrecha y a la cual debo grandes favores. No puedo evitar nombrarle cuando se trata de distinguir a un gran Judoka.

JUDO 2006 JUDO 2006 JUDO 2006 JUDO 2006 JUDO 2006 JUDO 2006

Macario

 

 

 

Comparte: